El Tono lo es todo. La perfecta afinación.

Cada vez sabemos más de la importancia que tiene realizar ejercicio para sentirse bien y poder realizar cualquier tarea diaria de manera eficiente.  El estar “afinado” debe ser uno de nuestros principales objetivos, si lo que queremos es poder tener una buena calidad de vida.

El cuerpo es como una guitarra; solo cumple su función si la afinación es la adecuada. 
¿Has probado alguna vez dejar una guitarra guardada durante unos meses? Lo más lógico es, que cuando vuelvas a cogerla las cuerdas hayan perdido “tono”. El no haberla usado hace que pierda su función. Cuando algo no se utiliza, el tiempo lo deteriora.
Lo mismo pasa con el cuerpo. Cuando dejamos de prestarle atención, y no lo ejercitamos regularmente, nuestro tono muscular disminuye notablemente. Posiblemente nuestras posiciones y posturas se vean alteradas y nuestra información propioceptiva ya no será de calidad.


“El tono es la clave en la creación de un adecuado esquema corporal”

Nuestro tono influenciará también en las emociones. Al igual que la guitarra pierde la “adecuada sonoridad”, nosotros perdemos la postura funcional, influyendo también en nuestras conductas y maneras de relacionarnos con los demás.


Afinar nuestro cuerpo diariamente debe ser parte de nuestra rutina. Dedicar solo 10 minutos al día a “tensar nuestras cuerdas” cambiará la manera en la que afrontamos nuestro mayor concierto: la vida.

La mejor manera para conseguirlo será realizar ejercicios sencillos que ayuden a conseguir ese tono de una manera controlada, realizar los ejercicios 3-4 veces por semana y convertirlos en rutina para vivir mejor contigo mismo.
⇒Ejercicios que debes incorporar a tu día a día serán:
Planchas, flexiones, sentadillas, multisaltos, abdominales, ejercicios con pesos (Pesas rusas, sacos, mancuernas) y/o ejercicios en suspensión como el TRX.⇐


BENEFICIOS IMPORTANTES DE UN BUEN TONO GENERAL

• Mejora postural y prevención de dolores musculares y articulares.
• Aumento de la energía y estimulación de la perdida de grasa.
• Aumento de la resistencia.
• Mejora la flexibilidad debido a la lubricación articular.
• Mejora la autoestima y tu salud mental.
• Mejora la capacidad de concentrarte.



Si te interesa, ya publicamos hace un año una rutina para mejorar tu tono. En Do Yang Sal te lo enseñamos de una manera sencilla. ¡EMPIEZA HOY MISMO!


 

Deja un comentario